ANIDIGRAF Avanza

  • Inicio
    Inicio Aquí es donde puedes encontrar todas las publicaciones del blog.
  • Categorías
    Categorías Muestra una lista de categorías de este blog.
  • Etiquetas
    Etiquetas Muestra una lista de etiquetas que se han utilizado en el blog.
  • Bloggers
    Bloggers Busca a tu blogger preferido.
  • Acceder
    Login Tu cuenta
Suscribirse a esta lista por medio de RSS. Ver entradas etiquetadas Impresión Digital

Publicado por en en Impresión

b2ap3_thumbnail_blog_2016-03-03.png (Cuarta parte). En lo que respecta a la gestión del color en una máquina digital, la mayoría de posibles variaciones o de ajustes tienen lugar en el RIP/DFE. Algunos de estos elementos disponen de opciones muy buenas para control del color pero, en cambio, otros tienen una funcionalidad limitada.

El flujo de trabajo también tiene un impacto importante en la forma en que la gestión del color funcionará y, por ello, tiene también un impacto directo en la calidad de la imagen. La estandarización de los formatos de fichero, donde el color se gestiona y convierte, y la forma en que los ficheros se combinan, son aspectos extremadamente importantes.

Última modificación en
Calificar el artículo:

Publicado por en en Impresión

Optimización de la gestión de color (Tercera parte). Existen varios factores que pueden ayudar o perjudicar a la impresión del color que desea el cliente. Así pues, ¿en qué puede ayudar el sistema de gestión de color? Lo que se espera principalmente de un sistema de gestión del color, según la mayoría de impresores es:

- Obtener una reproducción en CMYK que cumpla con un estándar específico.

- Una buena coincidencia de los colores directos con respecto a un original o una carta de colores, mediante la utilización de la cuatricromía.

- Una obtención impresa que se acerque suficientemente bien a la imagen que se obtiene en una pantalla debidamente calibrada.

- Constancia de color sea cual sea la salida de una imagen: sistema de pruebas, máquina offset, máquina digital, plóter inkjet de gran formato, etc.

Última modificación en
Calificar el artículo:

Publicado por en en Preprensa

blog_2016-02-11.png

(Segunda parte). Una vez que se dispone de los controles del proceso que comentamos en la ocasión anterior, se ha de decidir entonces cuáles son las condiciones de impresión que se quieren obtener y mantener. Algunas empresas deciden tomar como patrón un dispositivo específico de impresión de entre los que se tienen, ya sea de producción o de pruebas.

Aunque esto es posible, pueden aparecer problemas ya que si ese dispositivo que se toma como base sufre algún daño o se desajusta, el proceso de gestión del color se tendrá que volver a definir.

Lo ideal es que se tome como base o patrón unas condiciones de impresión representadas por un juego de datos, por curvas de reproducción tonal, por niveles de densidad en masa y en los colores secundarios o en cualquier otra característica que describa suficientemente bien el comportamiento de la impresión mediante números.

Última modificación en
Calificar el artículo:

Publicado por en en Preprensa

La gestión del color para la impresión es, al fin y al cabo, todo aquello que se hace para que el color resultante coincida con lo que espera el cliente. Típicamente, los ajustes por defecto de la mayoría de aplicaciones, de flujos de trabajo, de RIPs (Raster Image Processors, Procesadores de Rasterización de Imágenes) y de DFEs (Digital Front End = Workflow + RIP, es decir, Entrada Digital = Flujo de Trabajo + RIP) funcionan conjuntamente para conseguir resultados vendibles.

En base a ello, existe siempre la posibilidad de hacer mejoras en cualquier sistema de gestión del color. Se puede tratar de pequeños cambios que dan como resultado grandes cambios, mientras que otros pueden ser menos sensibles pero que consiguen ir mejorando, por acumulación, la calidad.

Última modificación en
Calificar el artículo:

Publicado por en en Tendencias

Hoy en día las exigencias del mercado de la impresión han cambiado mucho.

Los tiros son más cortos, los tiempos de entrega también, los cambios de tipo de papel, de tamaños, de formas de encuadernación, de diseño, trabajos personalizados, con datos variables, con terminados especiales, impresión de diferentes tipos de barniz, de estampado, grabado, plastificado, etc.

Última modificación en
Calificar el artículo: